El exito de los mecanizados

exito barcelona

La hebilla de nuestro cinturón, la barra del pintalabios, esa pulsera que tanto nos gusta, la válvula de la barquita con la que nos paseamos en verano por las calas de la Mediterránea… situaciones tan insignificantes, pero a la vez, algunas de ellas tan cotidianas, que sin pensar en ello, tienen todo el efecto en el trabajo que se realiza en empresas de mecanizados como Mecanica Curiel Barcelona.

A veces, lo que nos parece más rutinario responde en realidad a trabajos que ni siquiera imaginaríamos. Pero lo cierto es que el trabajo en mecanizados de precision, aunque abastece un campo muy grande de actividades distintas, pues casi todos los objetos que utilizamos requieren, o han requerido, en su propia elaboración de elementos elaborados en estas empresas, no da para todas las empresas que se dedican a ello.

El exito de los mecanizados recae, en este caso, sobre la especialización de las empresas de mecanizados en sectores que se alejen de lo que ya hace la mayoría. Si bien, nos encontramos frente a un fragmento empresarial que, por el momento, parece no tener una fecha de caducidad determinada, si es cierto que hay que espabilarse para lograr esa conquista. Dedicarse en exclusiva a una rama concreta, tampoco ayuda. Una mala época para el sector empresarial que sustenta nuestro negocio, puede significar el fin del mismo.

Es por ello que lo más recomendable es dar fuerza a sectores menos conocidos, que requieren de cierta especialización, y no solo a uno concreto, sino abarcar distintos de estos campos.

Eso es lo que hacemos en Mecanica Curiel y que nos sirve, año tras año, para estar allí y seguir trabajando.

Si bien la especialización sirve en muchos sectores, en el de los mecanizados de precision, en concreto, no es el caso general.

La política interna de cada empresa determina la dedicación que quiera darle a ésta, cada empresa. Además, pero, hay otra máxima a tener en cuenta y es que si hay algo que tiene que primar también para el exito de los mecanizados y de las personas que trabajan en ellos, es trabajar disfrutando y hacer una faena de la que después podamos sentirnos orgullosos. Para eso sirve la especialización en diferentes terrenos, para encontrar el punto que nos distinga de nuestra competencia y no estar dentro de la misma.

Como en todos los sectores de la sociedad hay que actualizar e innovar, reinventarse y buscar el rasgo distintivo que nos haga únicos. Esa será la clave del exito y de levantarnos por la mañana pensando en ir al trabajo, no como una obligación, sino como algo que nos llena, nos completa y nos divierte.

En Mecanica Curiel trabajamos con esa idea. Nuestro trabajo, tras décadas de experiencia, se ha centrado en ámbitos tan distintos como la electromedicina, la bisutería, la valvulería náutica o el trabajo de piezas para mecanizados laboratorio. Con esto abastecemos diferentes mercados, todos imprescindibles en el devenir de nuestro día a día, y logramos hacer un trabajo diferente que nos gusta y nos empuja a seguir involucrándonos en ellos, y en investigar para alcanzar metas únicas que ya hemos conseguido con algunos de nuestros exclusivos productos.

Trabajar en lo que hace nuestra competencia no nos diferencia del resto. Toda empresa que se precie busca ofrecer un producto único que sea diferente (y mejor, si cabe) al del resto para que nos tengan en cuenta. El exito de los mecanizados dependerá en gran medida de la idea que se le quiera dar al negocio, pero el camino a elegir, hoy en día, viene precedido por esta máxima: apartarse de lo normal, no estar dentro el mundo de la competencia y hacerlo con la convicción de que nos gusta trabajar en ello.

Comments are closed.