A causa de las diferentes maquinas existente en la industria y de sus características, no podemos hablar de un único diseño universal de válvula, sino que en la valvulería encontramos números tipos de válvulas que responden a nueve categorías diferentes clasificadas en: las válvulas de compuerta, las válvulas de globo, las válvulas de bola, las válvula de mariposa, las válvulas de apriete, las válvulas de diafragma, las válvulas de macho, las válvulas de retención y, por último, las válvulas de desahogo. Todas estas categorías forman parte de la valvulería y dependiendo de las características de la industria, utilizaremos unas u otras. Pero vamos a ver con más detenimiento las tres primeras categorías, analizando sus características, ventajas y desventajas.

Válvulas de compuerta

Las válvulas de compuerta son de múltiples vueltas, el orificio de entrada y salida se cierra con un disco de cara plana vertical que se desliza en ángulos rectos sobre el asiento de la válvula. Se recomienda especialmente para aquellos conductos que tengan que ser abiertos o cerrados totalmente sin estrangulación. Tienen una resistencia mínima a la circulación de líquidos o gases y se ponen en conductos de poco uso. Se utiliza en la valvulería de la industria del aceite y el petróleo, gas, aire, pastas semilíquidas o líquidos espesos, líquidos corrosivos, no condensables y vapor. Su cierre es hermético y tiene un bajo coste, aunque se requiere mucha fuerza para accionarla y debe estar cubierta o cerrada por completo.

Válvulas globo

Las válvulas de globo son de múltiples vueltas, donde el cierre se da por medio de un disco o tapón que corta el paso del fluido o del gas en un asiento que suele estar situado paralelo al conducto o tubería. Se aplica en la valvulería en general, para líquidos, vapores, gases, corrosivos y pastas semilíquidas. Es perfecta para un uso frecuente y permite controlar de manera precisa el paso de líquidos o gases. Como desventaja encontramos que su coste es más elevado.

Válvulas macho

Las válvulas de macho son de un cuarto de vuelta y controlan la circulación mediante un macho cilíndrico o cónico. Se recomienda su uso en la valvulería de la industria en general, en maquinaria de envasado de pastas semilíquidas, de líquidos, vapores, gases y productos corrosivos. Este tipo de válvulas tienen un bajo coste y una alta capacidad, su cierre es hermético y su funcionamiento muy rápido.

 

Comments are closed.